Archivos para mayo, 2013

Reivindico[me]

Publicado: mayo 7, 2013 en Uncategorized

Reivindico el derecho a ser feliz,
a reír y a llorar.

A dar y recibir, a elegir,
a comerme la manzana y a que me hechice la luna,
a tener memoria y a olvidar lo que me sobra.

A dejar que el viento me mime,
que la ilusión me mire directa a los ojos,
a sentir como el sol deja un millón de besos en mi piel,
a sucumbir ante lo imperfecto que se vuelve perfecto y eterno ante mi.

A llenar mis vacios,
a acumular proyectos y a poder recomponer mi vida,
a ser dueña de mi voluntad,
a romper moldes y a buscar siempre mi oportunidad,
a ganar y a perder.

A respirar el aire cargado de salitre y encontrar refugio entre las dunas,
a dejarme besar por las bravas aguas del mar
y dormir acunada por el ronroneo de sus olas y los cantos de sirenas…

A  soñar con historias de marinos y piratas…

Me lo reivindico a mi misma,
que nadie más debería tener potestad sobre esto,
para ver si por una vez me dejo ser feliz.

Desiderata

Publicado: mayo 6, 2013 en Uncategorized

 

 

 

 

 

 

 

 

Camina plácidamente entre el ruido y las prisas, y recuerda la paz que puede haber en el silencio.

Siempre que sea posible, sin rendirte, llévate bien con todas las personas.

Di tu verdad claramente y con serenidad;
y escucha a los demás, incluso al torpe y al ignorante;
también tienen una historia que contar.

Evita a las personas ruidosas y agresivas;
son vejaciones para el espíritu.

Si te comparas con los demás, puedes volverte vanidoso o amargado, pues siempre habrá personas mejores o peores que tu.

Disfruta de tus logros tanto como de tus planes.

Conserva el interés en tu profesión, por humilde que ésta sea;
es una posesión real en los turbulentos cambios de la fortuna.

Sé precavido en los negocios, porque el mundo está lleno de astucias.

Pero que esto no ciegue tus ojos ante la virtud que existe;
muchas personas luchan por altos ideales, y en todas partes la vida está llena de heroísmo.

Sé tú mismo.

Sobre todo, no finjas afecto.

Tampoco seas cínico en el amor;
porque, ante la aridez y el desencanto, es tan perenne como la hierba.

Acepta mansamente el consejo de la edad, y renuncia con elegancia a las cosas de la juventud.

Nutre la fortaleza de tu espíritu para que sea tu escudo ante la desgracia inesperada.

Pero no te turbes con negras fantasías.

Muchos miedos nacen del cansancio y la soledad.

Más allá de una sana disciplina, sé suave contigo mismo.

Eres una criatura del universo, no menos que los árboles y las estrellas;
tienes derecho a existir.

Y tanto si lo ves claramente como si no, el universo evoluciona tal como debe.

Por lo tanto, vive en paz con Dios, no importa cómo Lo concibas.

Y sean los que sean tus afanes y aspiraciones, en la ruidosa confusión de la vida, vive en paz con tu alma.

Con todos sus fraudes, su rutina y sueños rotos, es un mundo hermoso.

Sé alegre.

Lucha por ser feliz.

[Max Ehrmann]

———————————————————–

Porque siempre sucede igual… porque nunca debí abandonar los libros que siempre, de la manera más inesperada, consiguen darme lo que necesito en el momento en que lo necesito.

Hoy las letras no son mías pero las tengo enmarcadas y las releo a menudo sintiéndolas como escritas para mi en el instante en que las leí por primera vez.  Y siendo justa, creo que compartir estas cosas con los demás no es sino una obligación.

Buenas noches a tod@s.

Words

Publicado: mayo 5, 2013 en Uncategorized

Es tan difícil expresar con estúpidas letras tantas cosas que no tienen explicación.

Y querer ver más allá de lo explicitamente permitido solo consigue estropear las cosas.

Más aun, si cabe.

Pero da igual porque los límites implícitos son invisibles y es más sencillos romperlos o traspasarlos que determinarlos con certeza.

¿Eso que importa a estas alturas?

Ya han sido destrozadas todas las normas y no hay nada que limite o marque las barreras que no debieron ser destrozadas.

Es tarde para excusas o lamentaciones.

Ahora es cuando te das cuenta de lo vanos y futiles que son los vocablos.

Pueden describir sensaciones e incluso transmitirlas pero también tienen el gran poder de destrozar un sentimiento con un solo sonido.

Arma de doble filo capaz de infringir las más profundas heridas en el alma.

Heridas que tal vez nunca sanen y que hacen que esa ánima se desangre poco a poco hasta la muerte.

El camino…

Publicado: mayo 2, 2013 en Uncategorized

Sólo constancia encuentro,

en el camino que llevo cumplido,

de lo que porto dentro

incrustado, adherido

a la entraña que guarda lo sentido.

Y aun siendo tan ligero bagaje,

con inmaterial sustancia forma un puntal

que sobrelleva el alero de mi juicio.

Somero pero recio, imperceptible,

aparta de mí la horrible inquietud,

oscura duda de la existencia

y su cruda verdad,

engaño insufrible.

 

ocaso